27.1.08

¿Amores eran los de antes?

Percepciones de aquí, allá y acullá

Algunas veces nos encontramos con los otros y como un espejo nos revelan aspectos de nosotros mismos; a veces, nos enseñan a mirar a los demás, a prever sobre los resultados de nuestras acciones. Resumiendo: a construir aspectos de lo que nos rodea.

Una de las cuestiones que no deja de llamarme la atención son los procesos de simbolización (entendiendo aquí el símbolo como la representación sensorialmente perceptible de una realidad, en virtud de rasgos que se asocian con esta por una convención socialmente aceptada).

Frente a determinado consumo de objetos me pregunto cuál es la repercusión en nuestro esquema de representación, cómo estructuramos nuestros valores en función de ellos, porque consciente o inconscientemente una conducta repetida alguna influencia debe tener en nosotros.

A medida que pasa el tiempo me he encontrado con que algunos teóricos de cierto prestigio han escrito sobre lo Light, sobre la licuación del amor, la relativización de la “verdad”, la conversión en descartable de las personas.

Así, ciertas instituciones del pasado son cuestionadas, a quien se le ocurra hablar a favor de ellas es considerado un retrogrado, en los casos más leves se les menciona como portadores de un “tufillo” conservador.

Unos meses atrás una profesora de historia decía que no le gustaba lo que escribió Rojas en El hombre Light, puesto que en nuestra época existía gente igualmente livianita de sesera, que los jóvenes de ahora son más cuestionadores, etc. etc. Me quedé observándola ¡qué maravilla! ¿A cuál de las dos se les escapó un dato? ¿A mí o a ella? Desde mi humilde punto de vista Rojas no da ejemplos de personas adolescentes sino creciditas, por supuesto que los hijos de esa gente puede ser que perfeccione el pensamiento Light y lo agudice. Y me quedé pensando cuál de las dos había tenido una aproximación Light a la lectura, porque ciertos datos mal leídos nos llevan a interpretaciones diferentes, a menos que estemos en el terreno de “leer sin interpretar”.

Por otro lado, ¿Zygmunt Barman estará tan equivocado con lo del amor líquido?

En un pueblo pequeño tres mujeres hablaban sobre la duración del matrimonio, separaciones, parejas que no se casan, hijos que nacen de padres que no conforman ni siquiera una pareja. Escuché sin abrir la boca (bastante extraño de mi parte, pero me sentí bien tratando de captar lo que decían).

Cuando hablaron de las separaciones de algunos conocidos dijeron que las relaciones, en este momento, eran menos hipócritas. Antes hombres y mujeres se metían los cuernos, pero mantenían su matrimonio en las apariencias. Recordé que cuando era chica a los cincuenta y pico, edad que tengo, muchas mujeres ya eran viudas. En algunos casos había viudos. Sin ir más lejos, mi madre murió con menos años que los que tengo.

Recibí dos mails, uno, hace unos cuantos meses: reflexiones de E. Galeano sobre la dificultad de desprenderse de los objetos porque eran para durar, así uno iba guardando hasta aquello que se había fabricado como descartable. El otro, hace unos días, la reflexión llevaba a crear el vacío a nuestro alrededor, a hacer espacio, a tirar los objetos inútiles que un día (no sabemos cuando) podemos precisar y gastar el dinero que pensamos nos puede faltar en el futuro.

Continúa el mail con que del mismo modo que guardamos objetos, guardamos broncas, resentimientos, tristezas, miedos, etc. El mail concluye:

No haga eso. Es anti-prosperidad.
Es preciso crear un espacio, un vacío, para que las cosas nuevas lleguen
a su vida. Es preciso eliminar lo que es inútil en usted y en su vida, para que la
prosperidad
venga
Mientras usted está material o emocionalmente cargando cosas viejas e
inútiles, no habrá espacio abierto para nuevas oportunidades.

Otra vez este vaso comunicante, entre el trato de los objetos en paralelo con nuestra forma de sentir y actuar con las personas, hace crecer en mí la percepción de la influencia de lo descartable, del use y tire de las cosas trasladado a las personas. Las parejas no son estables (1), las personas se consideran el ombliguito del mundo y si dañan a alguien les importa un carajillo.

En estos días ciertas personas, un par de ellas muy queridas por mí, sufren cierto mal trato por afectos contaminados del use y tire, por el me importa un carajo los compromisos, la intimidad, el respeto, lo que le pase al Otro (2), etc. etc.

Y es en ese momento que me pregunto si no habrá un espacio para el equilibrio, para una selección, para no llegar a un exceso de consumo, a una excesiva confianza en el futuro (3) y en el gasto dilapidamos el planeta y nos quedamos desnudos de sentimientos por los Otros.

-------

(1) Hay libros y artículos en diarios y revistas que cada vez destinan más espacio a esta cuestión.
(2) El Otro con mayúscula, no es un error de ortografía.

(3) ¿Será una excesiva confianza en el futuro o un sentimiento de que todo es efímero? De que somos tan para la muerte en cualquier momento, de que nada es seguro y tenemos horror del futuro. ¿Tal vez suicidas en masa? (Puaj! ¡Que pesimista!)

Amor: (según el DRAE)

1. m. Sentimiento intenso del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia, necesita y busca el encuentro y unión con otro ser.

2. m. Sentimiento hacia otra persona que naturalmente nos atrae y que, procurando reciprocidad en el deseo de unión, nos completa, alegra y da energía para convivir, comunicarnos y crear.

3. m. Sentimiento de afecto, inclinación y entrega a alguien o algo.


Etiquetas:

2 Comments:

Blogger MIB said...

¿Se puede definir el amor?
si tengo que elegir.. me quedo con la número 2...

es un placer leerla después de sus vacaciones.


Saludos!"!!

28 enero, 2008 00:07  
Blogger Amalia Carioli said...

Hola, MIB! Como con todas las palabras existe dificultad para fijar con claridad y precisión el significado de AMOR. Sucede que el tema me ronda desde "El arte de amar en adelante" (Generalmente cuando algo me interesa un poquitín, lo dejo en algún archivo de mi memoria y se entremezcla con otras cuestiones; reflota y ahora con esto del blog escribo). Sobre todo en este momento en que están saliendo una serie de notas en libros, diarios, revistas, radio y hasta investigaciones realizadas por consultoras sobre parejas,formalización, soltería, inmadurez, síndrome de Peter Pan, etc. etc. Cariños

28 enero, 2008 10:34  

Publicar un comentario

<< Home