12.11.07

Algo huele mal y no es en Dinamarca

Buscando en la Web encontré una carta escrita por un ciudadano español de Pontevedra, Elías Maceiras, en la siguiente dirección: http://argentina.indymedia.org/news/2005/12/363309.php.

En esa carta el ciudadano dice que la misma empresa española que se va a instalar en Uruguay, con la misma tecnología, ha acarreado a los ciudadanos españoles los siguientes males:

infecciones respiratorias agudas, conjuntivitis, incluso ciertas formas de cáncer (…) además de otras enfermedades como “parálisis cerebral, el síndrome Minnamatta, y aquí existe una sociedad de paralíticos cerebrales llamada Amencer. La culpa está en el mercurio, en la ingesta del mismo por la cadena trófica, en el consumo final de almejas o mejillones.”

(Con mis pobres entendederas trato de comprender y presumo que si no cuidan a sus conciudadanos, compatriotas, vecinos… ¿van a cuidar a los extraños que le rompemos la paciencia consumiendo recursos escasos y diciendo tonterías?)

Hay quienes dicen que cuando llegan a Huelva la bienvenida es que respiren hondo porque no lo van a poder a hacer más (Yo no lo he podido comprobar, si alguien me puede desasnar. Bienvenida toda información.)

Siguiendo con mi búsqueda encontré que el sistema que aplica la planta de Botnia es el PROCESO KRAFT O BLANQUEO ECF: los chips de madera se cocinan con productos químicos que son: Dióxido de Cloro 7.200 Kg. p/día, Soda Cáustica 6.900 Kg. p/día, hidrógeno y Ácido Sulfúrico 4.800 Kg. p/día (Informe Ambiental Res. Botnia pág. 9 y 13). Debemos aclarar que el mencionado sistema ECF no se utiliza más en los países del primer mundo por la fuerte legislación ambiental que rechaza de plano el uso de dióxido de cloro, y esta sería la fábrica más grande del mundo. (Sic. Si es así ¿quién puede pensar que no contamina la pastera?)

Entre este panorama y que la mismísima empresa avisó que se va a oler a coliflor recién cocido, o sea: se va a oler a podrido hasta una distancia de cuatro kilómetros porque los filtros no están funcionando a pleno, la noticia de la descompostura de gente que anda por el lugar ayer…

Me entra la angustia. Soy plenamente consciente que en Argentina hay procesos industriales contaminantes igualmente criminales.

Se talan bosques, se privatizaron los recursos energéticos, la salud, la educación… Todo es un “negocio” que no remite a su etimología (negación del ocio) sino que se trata cada vez más beneficio para unos pocos y mayores estropicios para unos cuantos.

La muchacha que escribió Informe Lugano (Susan George)(1) escribió que para las multinacionales “Decir que la economía de libre mercado está amenazada por el crecimiento suena disparatado o herético. Todo el mundo sabe que el crecimiento es el motor de nuestras economías…Pararse significa, tarde o temprano, quedar marginado y ser eliminado, morir en la cuneta. (pág.27). En otra parte del libro se puede leer: Las empresas transnacionales deben implicarse a fondo en el diseño de las nuevas estructuras políticas y participar activamente en su instauración (…) no debe verse que gobiernan directamente (pág. 112).

Escucho la radio: un diputado del Frente Amplio de Uruguay, dice “debemos atenernos a lo que diga la ciencia luego de los controles técnicos.” También dice de hacer caso a lo que diga el Tribunal de La Haya. Más allá de mi nacionalidad me pregunto ¿qué es la ley? ¿Por qué está mal cortar el paso si ellos nos mandan agua y aire contaminado? Además ellos cortaron el puente ahora. Ta! bien! Que lo corten. Y como si fuera poco, esta es la pastera más grande del mundo y la primera de una larga lista. Ya hay programadas para Paraguay, Brasil y no me cabe duda que en Argentina caerá alguna (más las que hay a escala pequeña).

Cuando era niña en mi pueblo se tildaba de “ignorantes y retrógrados” a los chacareros (campesinos) que no querían utilizar DDT. Con el tiempo los “ignorantes” demostraron tener razón en cuanto a que el uso de ese pesticida era peligroso para la salud, el desequilibrio ecológico y las etc. En EEUU, por ejemplo, fue prohibido el uso del DDT en 1972. En nuestros países –que recibimos toda la resaca de los laboratorios con la complicidad de nuestros concienzudos entendidos- muchos de los materiales prohibidos los recibimos en las verduras, en las frutas, en los peces de aguas contaminadas, en el agua que bebemos… porque se siguen usando.

Recuerdo una frase que leí en Bahía (Brasil) en 1992 decía algo así como

cuando se haya talado el último árbol, secado el último lago, muerto los últimos animales…el hombre no va a poder comerse el dinero

(viejo razonamiento que ya podemos ver en el rey Midas, quiso el oro y el castigo fue que muriera por no poder comer ni beber).

--------

(1) Susan George: Informe Lugano- Icaria editorial, s.a. Barcelona 6ª edición 2001

--------

En la bolsa de gatos en Chile parece ser que había un ataque orientado a las empresas españolas. Recuerdo un titular de los ’90 que decía “Los nuevos conquistadores” se hacía referencia a las empresas españolas recién llegadas. Cierto empresario español dijo: “los accionistas lo único que piden es el beneficio de su inversión, yo les doy el gusto.” La empresa no invirtió ni un solo peso por mejorar el servicio y se llevó el dinerillo. (Lo sé de fuente muy confiable y hasta escuché a alguno de ellos) ¿Culpables ellos? Como diría doña Susana George en la mentalidad de los empresarios “se debe convencer a los dominados de que son responsables del mal que los aqueja” la conquista no tradicional por medio de la creación de opiniones ideológicas, la transformación de la ética y la imposición de una nueva hegemonía cultural. (…) El dominado debe ser incapaz de comprender la organización y los métodos de sus amos, y de movilizarse contra ellos. (pág. 122/3)

Sí, no todos los males son productos de los de afuera señor atildado y “civilizado”, pero ¡cómo ayudan para ello! Ya lo dijo Fierro “los hermanos sean unidos (…) sino los devoran los de ajuera.”

2 Comments:

Blogger FRAC said...

Lamentable. Muy lamentable.
No me deja entrar al enlace adjunto, o sea que no he podido leer más. Ni puedo aportar información.
China está muy mal en términos medioambientales. Y los océanos de todo el mundo en un estado muy preocupante.
Ya simplificaremos, ya. A la fuerza. ¿Cuando? ¿En qué grado?
La Tierra soportará todo y más, pero el ser humano...

Un abrazo Amalia, y gracias por comentar en Frac.

13 noviembre, 2007 14:01  
Blogger Amalia Carioli said...

Hola, Frac. Hice la prueba y me mandó al sitio indicado. No sé qué puede pasar. Desde hace mucho tiempo, aún sin proponerme buscar información, me entero de cuestiones sobre problemas ambientales. En mi provincia, en una población se pudo verificar que muchas personas manifestaban síntomas de leucemia. No hubo ninguna investigación seria sobre esto, pero mucha gente cree que estaba relacionado con los agroquímicos que contaminan aguas subterráneas. El uso de agua en tierras no preparadas llevó a lavado de suelos, recrudecimiento del salitre, inundaciones, etc. etc. Además, el cáncer de piel ha aumentado mucho en el sur, se cree que tiene que ver con el agujero de ozono. En algunos lugares la gente dice "el sol pica". En Buenos Aires, el Riachuelo está totalmente contaminado, frente a las reglas impuestas a las empresas que vierten sus aguas contaminadas en el Riachuelo dicen que están mandando sus contaminantes a las napas subterráneas. No sé si es cierto, si hay forma de probarlo. Estoy escuchando en la radio la confirmación de la lista de nuevas pasteras a instalarse en estos lares. Aj!!!! GRRR!!! #̃*# #*!! Cariños

13 noviembre, 2007 15:58  

Publicar un comentario

<< Home