27.9.07

Y de todo mal

- Hoy está de buen humor – dijo una alumna.

- No, simplemente trato de proteger a los que me rodean de lo que me pasa. Anoche tuve una mala noticia. Esto me convierte en cuidadosa en el trato con los demás.

Así como el mensajito en el celular me dejó mal, a la mañana reforcé mi malestar al escuchar la novedad del robo a la productora F. Coppola, creo bastante cerca de mi casa. Además de la mala prensa para nuestro país (cada día más parecido a una bolsa donde hay un montón de gatos salvajes lastimándose) me trae esa cosa pegajosa de la falta de seguridad. En la familia, en uno u otro momento, nos han robado (con y sin arma) y en un caso con un “pequeño” secuestro. Hace poco fue a nuestra querida Vivi.

Salí de mi trabajo y me vine a casa con todo el deseo de hacer un montón de cosas. Uno propone y el azar dispone.

A eso de las 3 de la tarde me informaron por teléfono: No te asustes, Celes está bien. La asaltaron está esperando un patrullero.

Entonces una pasa de la angustia a la tranquilidad de que no le pasó nada y luego hay que ocuparse de las llaves, tenía el documento con la dirección de nuestra casa y la llave también. Es físicamente tan chiquita... Y eso es un puño estrujando el pecho, me inmovilizo, la marca de la experiencia del día que se la llevaron en un taxi para robarle y tuvo miedo que la mataran se hace presente, uno dice que no hay que tener malos pensamientos y todas esas tonterías, pero por las dudas cerré la reja y puse las otras llaves a las puertas. Me quedé en casa.

Es en ese instante en que a uno se le ocurre pensar que si es creyente debería rezar en el padre nuestro:

Danos hoy nuestro pan; líbranos del asalto de cada día y de todo mal.

2 Comments:

Blogger FRAC said...

Cuánto entristecen estas noticias de creciente inseguridad ciudadana. Me da mucha pena la violencia extrema, en cualquier parte del mundo. Pero en la ciudad de BsAs de forma muy especial porque le guardo un cariño enorme. Lo siento de veras.
Cuidar del trato con los demás es una excelente manera de intentar dar la vuelta a la situación. Dificil, parece muy dificil, pero está muy bien intentar vencer el desánimo con actitudes de fortaleza como la tuya.
Un abrazo.

29 septiembre, 2007 02:15  
Blogger Amalia Carioli said...

Gracias por el abrazo Frac. Es difícil no sentir un poco de miedo, aún cuando este no sirva para nada, porque no protege al que amamos, disfrutar del día, de los momentos felices es lo que se me ocurre, pero no deja de entristecerme. Tal vez me sirva para sentirme un poco más cerca de quienes viven situaciones límites y sentir cada vez más la necesidad ser y hacer algo diferente.

29 septiembre, 2007 10:21  

Publicar un comentario

<< Home